viernes, 1 de junio de 2012

Bucaneros y monstruos marinos: El folclore náutico de Piratas del Caribe


(foto de dan-dare.org)


Más allá de ser un fenómeno de taquilla, más allá del desprecio con el que sus detractores la catalogan de entretenimiento infantil, la serie de filmes “Piratas del Caribe” ha hecho un importante aporte al género fantástico al insertar lo fabuloso en una  historia de corsarios. Es mi humilde opinión que en ese maridaje radica el secreto de su  éxito. En cada viaje de Jack Sparrow sabemos que vamos a vivir aventuras de Perros de Mar, pero también visitaremos Reinos de Fabula.

Heredé los libros que habían acompañado la infancia de mi padre, así que crecí con La isla del tesoro, El Corsario Negro y El Capitán Blood. Mi pasión por lo bucaneros se acrecentó al conocer  los filmes clásicos de Errol Flynn y otros. Como amante del género pirata me entristeció ver su decadencia a fines del siglo XX. A las ultimas películas de piratas del Siglo XX como  “The Pirate Movie”, “Piratas” (un desafortunado esfuerzo de Roman Polanski),”Hook”  y “Cutthroat Island “no las levantaba nadie ni aun inyectándole buenas dosis de humor forzado.

Era entendible entonces que se esperara que “Piratas del Caribe: El secreto de La Perla Negra” fuera un fracaso, a pesar de su estupendo elenco y derroche de  efectos especiales. Pero la Disney se encargó de cerrarle  la boca a cualquier crítico. El filme  lideró la lista de los más vistos por siete semanas en su año debut del 2003. Ni tengo que mencionar todas las nominaciones, premios y críticas favorables que recibió. Lo importante es  que reivindicó el genero, o lo reinvento, y no únicamente con la soberbia caracterización de Johnny Depp como el Capitán Jack Sparrow, sino por encuadrar una historia de piratas en un marco sobrenatural. Algo nunca hecho antes.


Es indiscutible que toda la saga es muy divertida (aunque el humor estuvo algo flojo en la última entrega), pero lo impactante es que un momento estás en el suelo retorciéndote de la risa y al otro al borde de la silla casi al borde del infarto. Inolvidables son los chistes y frases de Jack, más inolvidables son las escenas paranormales como el momento en que la tripulación de La Perla Negra se convierten en esqueletos  ante los aterrados ojos de Elizabeth Swann (Kiera Knightley); la primera aparición del Kraken, el aspecto monstruoso de Davy Jones (Bill Nighey) y el ataque de las sirenas en Whitecap Bay.
                                                Jack Sparrow vs El Kraken

Si de algo no se puede acusar a los guionistas es de falta de imaginación. Utilizando elementos reales como sitios geográficos o la historia y costumbres de la piratería han ido un paso más allá, creando la famosa Hermandad Pirata con sus reyes y estatutos  o  convirtiendo  el puerto de Singapur, que en el Siglo XVIII era una aldea de pescadores, en toda una fortaleza china.


De igual manera han tomado elementos del folclore náutico como Davy Jones, el Kraken, la Fuente de la Juventud y el Holandés Errante para embellecerlos  con nuevas mitologías. Nadie sabe exactamente quien es Davy Jones, solo que es una criatura diabólica que se hace cargo de las almas de quienes perecen en el mar. En “Piratas del Caribe”, Davy es un monstruo mitad hombre mitad crustáceo con tentáculos de pulpo en el lugar de barba, que tiene poderes sobrehumanos e incluso mantiene al Kraken secuestrado para soltarlo en cuanto alguien contraría a su dueño.
Davy Jones (foto de tvkon.com)


Demostrando un profundo respeto por el folclore náutico, la producción de Jerry Bruckheimer  se esmera en sorprender al espectador con detalles sobrenaturales y novedosos. Si en la primera entrega  La Perla Negra era un buque fantasma cuya tripulación estaba hechizada por haber robado un tesoro Azteca, en la última (“On Stranger Tides”) el barco ha sido jibarizado por el infame Barba Negra (Ian McShane) quien lo guarda dentro de una botella.  

Will Turner (Orlando Bloom) se la pasa casi dos películas intentando vencer a Davy Jones para rescatar a su padre, esclavo en El Holandés Errante. Nadie esperaba que al final de la tercera entrega, Davy mate a Will, y tras el villano ser ultimado por Jack Sparrow, Turner se convierta en el nuevo capitán de un barco fantasma.  Todo el mundo conoce la leyenda de La Fuente de la Juventud, pero en “Piratas del Caribe: On Stranger Tides”, se inventa lo del  “Ritual Profano” para poder acceder a los beneficios de sus aguas. Todo el mundo sabe que las sirenas son criaturas peligrosas, pero en el mismo filme se las dota de unos colmillos dignos de la Familia Cullen.
(foto de screenrant.com)


Abundan también los objetos mágicos como el medallón de Elizabeth que al tocar el fondo del mar emite una llamada hasta La Perla Negra, la brújula de Jack Sparrow que da la dirección de lo que uno más quiere, el cofre con el corazón de Davy Jones, los cálices de Ponce de Leon y esa sustancia difícil de conseguir, una lágrima de sirena.

Jack y su brújula (Foto de lightacrossthejourney.com)


A pesar de que el mundo náutico tiene un copioso folclore, no se había intentado combinar éste con los piratas. Lo más cercano había sido la novela de  Stranger Tides (1987), que serviría de base para la   cuarta película de la serie. En el 2006, Helen Hollick publicó Sea Witch, (La bruja del mar) la primera de una serie donde se  fusionaba el universo pirata y la magia.

Es una lastima que no hayan más ejemplos porque la literatura marinera siempre ha echado mano  de lo maravilloso para enriquecer sus aventuras. Ahí tenemos los casos de La Odisea y el cuento de Sinbad el Marino en Las mil y una noches. En la literatura medieval irlandesa surge el imrama, la crónica del viaje marítimo del héroe hacia otros mundos y que conserva tradiciones mitológicas celtas.

“Piratas del Caribe” ha suscitado los obligados juegos de videos, series de novelas sobre la vida adolescente de Jack Sparrow y otros productos derivados de rigor. Además la resurrección del género pirata ha inspirado desde la telenovela mexicana Pasión hasta un filme animado “Piratas”, pero no ha seguido jugando con lo fantástico que fue su mayor virtud.

¿Te gusta el género pirata? ¿Conoces las leyendas del mar? ¿Cuál te gustaría ver incluida en las próximas entregas de Piratas del Caribe?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada